jueves, 9 de julio de 2009

De la serie negocios fabulosos -4-

—¿Y ese su gallo?

—Lo compré.

—No me diga que se lo va a comer en caldo.

—Para nada, lo quiero para otra cosa, un negocio que me hará millonario.

—¿Peleas de gallos?

—No, eso es cruel, venga le muestro.

—¡Ulugrún! Si son un chingo de gallos los que tiene.

—Pero ya se han muerto varios, no aguantaron.

—¿Qué les hizo pues?

—Los alimenté y se murieron

—¿A saber qué les dio de comer?

—Granitos de oro

—¿Cómo así?

—Mire, yo no pierdo nada, los gallos comen granos de oro, hasta ahora todos se han muerto; eso sí, los granos quedan enteros en la panza del animal. Le digo algo, si alguno sobrevive, ya verá como después tendré la gallina de los huevos de oro.

El gallo Claudio

7 comentarios:

Miss Trudy dijo...

Ja ja Johan, hoy si me hizo reir con ese su cuento pajero. La masacre de gallos! Muy bueno.

Nancy dijo...

Johan, esa tu imaginación no tiene remedio. jajaja 100 puntos

no comments dijo...

Buen intento, quizá un día muten y soporten vivir con esos granos de oro, y quizá otra mutación les haga tener huevos de oro...

Qué bueno!

Un saludo indio

Esteban Dublín dijo...

No, mi querido Johan, este no me gustó. Me pareció flojón.

Un abrazo.

Johan Bush Walls dijo...

Miss Trudy: No diga eso, los gallos se mueren solos, ninguna masacre hay aquí, que van a decir los defensores de los animales.

Nancy: No tiene remedio maestra, en serio, el otro día imaginé unas cosas que no puedo contar, porque estaban muy imaginativas, parecían pintura de Dalí. Gracias por los 100 puntos.

No comments: De los mutantes será el reino de los cielos, ya vio que ahí hay ángeles, querubines, santos, todos aquellos que mutaron a una mejor vida.

Dublín: Es que los gallos no colaboran maestro, pero seguiré intentando, espero que el próximo negocio fabuloso si te guste.

Salú pue.

Campanula dijo...

jajaja la verdad me rei mucho, y como iba a convertir la gallina en gallo?
un saludo

Johan Bush Walls dijo...

Campanula: Interesante pregunta, un gallo con los huevos de oro no es lo mismo que una gallina de los huevos de oro. Curioso.

Salú pue.